TIPS PARA CUIDAR TU PIEL DEL CUBREBOCAS

Piel irritada por el  cubre-bocas, comezón, inflamación, brotes  e incluso resequedad;  son solo algunos síntomas que muchas personas han referido en los últimos meses tras el uso continuo del cubrebocas durante esta pandemia de COVID- 19.

Y aunque su uso resulte ser una adecuada medida de protección y prevención, definitivamente  mientras no exista cura para este virus, el uso de cubrebocas, sana distancia, lavado de manos, evitar lugares concurridos, entre otras medidas de prevención, continuarán siendo parte de nuestro día a día.

Por lo anterior, te recomendamos  los siguientes tips para cuidar tu piel del cubrebocas, durante esta pandemia.

Hidratación: aplicar crema hidratante en el rostro preferentemente sin loción y de acuerdo a nuestra piel, mínimo 2 veces al día, ¡Lavarse las manos antes de realizar esta actividad!

Aseo de la cara: con ayuda de jabón neutro, manos limpias, y toalla de algodón, se recomienda realizar por la mañana, por la noche e incluso después de llegar a nuestro hogar, un adecuado lavado de rostro.  En el mercado existen algunos dermolimpiadores que pueden ser un gran plus.

Evita maquillar la zona del rostro que es cubierto por el cubrebocas, esto evitará que se obstruyan poros y el riesgo de brotes por fricción.

Protector solar; el uso del cubrebocas no evitará que los rayos UV traspasen nuestra piel, por ello se recomienda el uso adecuado y frecuente de protector solar, con el nivel de protección y características de acuerdo a nuestra piel.  Mínimo colocar de 2 a 3 veces al día, sobre todo en rostro y cuello.

Evita compartir tu cubrebocas: cada individuo debe contar con su propio cubrebocas, pues compartirlo puede ser factor de riesgo de contagio de Covid-19 u otro padecimiento, además del gran número de sustancias, virus o bacterias que un cubrebocas puede tener impregnado y en consecuente generan alteraciones en la piel.

Evita usar por periodos extensos un mismo cubrebocas: De acuerdo al material y al tipo de cubrebocas, cada uno de ellos cuenta con una duración de protección variable, permitiendo que  cumplan de manera adecuada su función, Actualmente en el mercado existen varios diseños de cubrebocas, que pueden lavarse y volver a utilizarse sin problema alguno, ¡éstos pueden ser tu mejor opción sin gastar demasiado!

Lavar adecuadamente los cubrebocas cuyo material así lo permita. Debemos tener claro que no todos los cubrebocas pueden lavarse, pues en caso de hacerlo, muchos pierden la función de protección (desechables). En caso de contar con cubrebocas que si puedan lavarse (reutilizables), preferentemente deberás hacerlo después de cada 4 hrs de uso.

En caso de detectar posibles alteraciones moderadas o graves en tu piel, te recomendamos acudas a un dermatólogo o médico lo antes posible, para un tratamiento oportuno.

Procura no manipular tu cara, no rascar, ni aplicar remedios caseros en caso de presentar alguna alteración en la piel.