Reunión de especialistas en el Primer Simposio Latinoamericano de Geriatría

Bajo el lema “Actualización del Manejo Integral del Adulto Mayor”, se realizó en Chicago, Illinois, el 1er. Simposio Latinoamericano de Geriatría, donde se congregaron especialistas de Latinoamérica y el Caribe, quienes recibieron educación continua en la materia.  El evento contó con el apoyo de Asofarma México y la división de Asofarma Centroamérica & Caribe.     

El programa científico estuvo a cargo de importantes conferencistas procedentes de España y Costa Rica, quienes resaltaron la importancia del manejo multidisciplinario en los adultos mayores, ponderando la necesidad de contar con enfoques médicos integrales y asertivos que ayuden a preservar la autonomía de un envejecimiento digno, activo y con calidad de vida.

Participaron personalidades como el doctor Pablo Martínez-Lage, director Científico del Centro de Investigación y Terapias Avanzadas Fundación CITA-Alzheimer Fundazioa, de San Sebastián, España, quien estuvo a cargo de las conferencias: Detección Temprana y Tratamiento Cognitivo Vascular, así como Detección Temprana y Tratamiento de las Demencias Neurodegenerativas.

El doctor Fernando Coto-Yglesias, Geriatra y Gerontólogo del Hospital Nacional de Geriatría en San José, Costa Rica, expuso los temas: Detección apropiada y tratamiento de la Depresión Vascular, en tanto que su segunda intervención se enfocó en el abordaje y tratamiento de las crisis convulsivas en el paciente mayor.

El experto resaltó que la enfermedad en el adulto mayor es un reto sanitario en el que se deben empezar a generar planes de acción a corto plazo, por lo que este tipo de encuentros es una forma de que los médicos especialistas se actualicen y lleven a sus comunidades información acerca de depresión, de problemas circulatorios,  de enfermedad cerebro-vascular, epilepsia, problemas de presión alta, colesterol elevado, entre otros padecimientos. Además, de una condición muy particular que tienen los adultos mayores, como es el “síndrome de fragilidad”.

Otro de los temas de gran interés para los especialistas fue el de Hipertensión Arterial y Dislipidemias en pacientes adultos mayores, a cargo del doctor José Luis  Zamorano, Jefe del Servicio de Cardiología del Hospital Ramón y Cajal, de Madrid, quien señaló “que este tipo de encuentros dan la oportunidad de intercambiar impresiones con distintos profesionales con atención del paciente geriátrico, y es muy enriquecedor ver el manejo de las enfermedades en diferentes países”.

La participación del doctor José Antonio Serra-Rexach, Jefe del Servicio de Geriatría del Hospital General Universitario Gregorio Marañón, de Madrid, estuvo  dirigida a temas como: la Fragilidad y enfermedad cardiovascular y en una segunda participación a los Beneficios de la actividad física para evitar el deterioro del paciente, quien expresó su grata impresión por la organización y el nivel de los profesionales asistentes de Latinoamérica y de México.

En tanto que la conferencia de la Dra. Esther San Cristóbal Velasco, del Hospital Monte Naranco en Oviedo, Principado de Asturias, se enfocó a exponer el manejo del Ictus en el paciente adulto mayor y tratamiento preventivo, que aumenta exponencialmente a partir de los 55 años y la tasa mayor se está presentando en mayores de 80-85 años y, más del 75% ,en mayores de 65 años.

El encuentro finalizó con la participación del doctor Coto-Yglesias, quien, subrayó “que uno de los pilares de la geriatría es mantener la autonomía de los adultos mayores, para que las personas sean independientes; se debe acabar con los estereotipos de que el deterioro es normal en el envejecimiento, pues, priva a los especialistas de hacer diagnósticos y hacer intervenciones tempranas para mejorar  la calidad de vida en este sector de la población”.

Por fortuna,  este Primer Simposio Latinoamericano de Geriatría, nos da la oportunidad de romper paradigmas arcaicos y desarrollar nuevas estrategias médicas para el manejo integral del adulto mayor, que nos ayuden a dar una atención de calidad y oportuna al paciente geriátrico, concluyó.