Presentan resultados de estudio de precondicionamiento isquémico remoto y sus efectos en el cerebro

Un nuevo estudio, personas que restringieron su flujo sanguíneo usando medidores inflados de presión arterial en un brazo y una pierna mostraron signos de un flujo sanguíneo más controlado hacia su cerebro. Se trata de un proceso que podría proteger si el flujo sanguíneo se restringe más severamente en caso de un derrame cerebral. Esto de acuerdo a un estudio publicado el 29 de mayo de 2019, en la edición en línea de Neurology, la revista médica de la Academia Americana de Neurología.

Precondicionamiento isquémico remoto

El proceso se denomina precondicionamiento isquémico remoto. Estudios previos han demostrado que el precondicionamiento isquémico remoto, el uso de la compresión en las extremidades para restringir repetidamente el flujo sanguíneo y el oxígeno que transporta.

En el estudio explican que es beneficioso para los órganos internos como el corazón, lo que los hace más resistentes y resilientes a los cambios en el flujo sanguíneo y al grave daño que puede ocurrir durante un ataque cardíaco cuando el tejido es privado de oxígeno por primera vez y luego se daña cuando se restaura el oxígeno.

Dado que estudios anteriores han demostrado beneficios para el corazón, quisimos determinar si el precondicionamiento isquémico remoto también podría ser beneficioso para el cerebro“, dijo el autor del estudio Yi Yang, MD, PhD, del First Hospital de la Universidad de Jilin en Changchun, China.

Nuestro estudio encontró que dicho precondicionamiento mejoró temporalmente la autorregulación cerebral dinámica, que es la capacidad del cerebro para regular y garantizar un flujo sanguíneo adecuado al cerebro a pesar de los cambios en la presión arterial. También encontramos un aumento en los biomarcadores en la sangre que pueden ser protectores para el sistema nervioso. y el cerebro“.

Investigación

El estudio involucró a 50 personas con una edad promedio de 35 que se encontraban en buen estado de salud. Cada persona fue monitoreada dos veces, durante 24 horas cada ocasión, primero sin preacondicionamiento y luego con preacondicionamiento.

Cada participante pasó por el proceso de preacondicionamiento una vez, con medidores de presión arterial colocados en la parte superior de un brazo y muslo. Los medidores se inflaron durante 5 minutos y luego se desinflaron durante 5 minutos. Este proceso para reducir el flujo sanguíneo se repitió cuatro veces.

Los investigadores midieron la regulación del flujo sanguíneo cerebral de cada participante midiendo la presión sanguínea y también usando ultrasonido para medir el flujo sanguíneo dentro de dos arterias principales en el cerebro. Las mediciones se tomaron al comienzo de cada día y luego en seis puntos de tiempo adicionales a lo largo de cada período de 24 horas.

Resultados

Encontraron que después del preacondicionamiento, los participantes habían mejorado la regulación del flujo sanguíneo cerebral comenzando seis horas después del preacondicionamiento que se mantuvo durante al menos 24 horas.

Los investigadores también midieron los biomarcadores en la sangre una hora después del preacondicionamiento. Encontraron que después del preacondicionamiento, los participantes tuvieron un aumento en dos biomarcadores conocidos por proteger el sistema nervioso, así como un aumento en cuatro biomarcadores involucrados en el proceso inflamatorio en el sistema inmunológico. También encontraron niveles más bajos de un biomarcador que responde a la inflamación.

Nuestros resultados mostraron un aumento en un biomarcador llamado factor neurotrófico derivado de la línea celular glial que se ha demostrado anteriormente que proporciona protección no solo contra enfermedades como los accidentes cerebrovasculares, sino también contra otras enfermedades relacionadas con los nervios como la enfermedad de Parkinson y la epilepsia“, dijo Yang. “Por lo tanto, nuestros resultados sugieren que el precondicionamiento isquémico remoto puede aumentar estos biomarcadores protectores y puede ser beneficioso para prevenir una serie de enfermedades neurológicas“.

El factor neurotrófico derivado de la línea celular glial aumentó de un promedio de 0.289 picogramos por mililitro (pg / ml) a un promedio de 0.789 pg / ml una hora después del preacondicionamiento.

Yang dijo: “Si bien nuestros resultados son emocionantes, obviamente no podemos saber cuándo alguien tendrá un derrame cerebral y cuándo podría ser beneficioso. Esperamos usar estos resultados para ayudar a desarrollar un nuevo medicamento o tratamiento que ayude a todas las personas a resistir accidente cerebrovascular u otras enfermedades neurológicas“.

Observaciones

Es importante enfatizar que las personas no deben intentar restringir el flujo sanguíneo por sí mismos porque, a menos que estén bajo el cuidado de un médico, podrían causarse daño a sí mismas”.

Además, nuestro estudio fue pequeño y requiere muchas más investigaciones. Debe hacerse para confirmar nuestros hallazgos antes de que se puedan hacer recomendaciones a los médicos para utilizar dicho precondicionamiento como terapia“.

Una limitación del estudio es que las muestras de sangre se tomaron solo una vez, otra limitación es que los participantes estaban sanos. Por lo que los resultados pueden ser diferentes en las personas que tienen factores de riesgo de accidente cerebrovascular u otras enfermedades.