EL AJEDREZ Y SUS MULTIPLES BENEFICIOS

Hablar del ajedrez, hace referencia a un juego antiguo de mesa que se desarrolla sobre un tablero, dos participantes; cada uno con 16 piezas móviles, de las cuales cada uno de los movimientos deben ser realizados de manera estratégica durante todo el juego, con el objetivo de que el contrincante se vaya quedando sin piezas sobre el tablero.

Este juego, tiene un origen en Europa, durante el siglo XV, como una evolución del juego persa shatranj, a través de los años, dicho juego ha cautivado a más de uno, generando  incluso el interés de realizar concursos nacionales e incluso a nivel mundial.

Su práctica, requiere no solo de conocimientos y habilidades, sino también de gusto, de concentración e incluso de motivación. Entre quienes lo practican, a lo largo de los años han notado beneficios no solo sociales, también físicas y cognitivas; esto ha dado paso a realizar gran variedad de investigaciones  respecto a los grandes beneficios que trae consigo este juego.

“El ajedrez supone  una herramienta cuyas características  lúdicas  hacen que el individuo desarrolle sus capacidades intelectuales de forma divertida  y eficaz implicándoles activamente en su propio proceso de aprendizaje”.

A continuación, mencionaremos algunos de los beneficios que trae consigo la práctica continua del ajedrez, desde un aspecto intelectual, emocional y social

INTELECTUAL

  • Mejora la atención y concentración; considerada como una de las habilidades más notorias que se desarrollan y/o potencializan entre quienes practican el ajedrez, puesto a que los movimientos realizados con las piezas sobre el tablero, requieren de concentración, estrategias, atención, razonamiento y evitar los descuidos.
  • Mejora la memoria: Cada juego es una nueva estrategia, sin embargo muchas de estas son basadas en experiencias de juegos anteriores, es decir se pone en juego nuestra memoria, recordando y reconociendo ciertos movimientos de las piezas respecto a otras partidas.

“Un estudio del doctor Robert Freidland publicado en «The New England Journal of Medicine» aseguraba que los mayores de 75 años que habían practicado actividades como el ajedrez se encontraban mejor preparados para afrontar el Alzheimer, la demencia y otras enfermedades o trastornos similares.”

  • Análisis: Cada movimiento de las 16 piezas, exige que el participante analice el juego en todo momento, desde sus propios movimientos, como los de su contrincante.

Algunas actividades, decisiones o propuestas de nuestro día a día también requieren de un análisis, de ahí que entre quienes practican el ajedrez, tienden poner en práctica esta habilidad al generar un examen minucioso de sus actividades e incluso decisiones.

  • Cálculo mental: sobre jugadas, estrategias, intercambio de piezas, etc.
  • Creatividad e imaginación: imaginar diferentes posiciones que le aseguren el triunfo.
  • Aumenta el cociente intelectual.

 

EMOCIONALES

  • Control emocional: Capacidad de un regular nuestras emociones frente al juego, evitar la frustración, el nerviosismo, la ira, la tristeza, etc.
  • Mejora la autoestima: asimilación y aprendizaje de las derrotas, los logros, la competitividad, la seguridad y confianza, son factores que logran aumentar la autoestima del individuo, en el juego, en la toma de decisiones y en la realización de otras actividades de su vida diaria.
  • Empatía: El juego logra que los participantes desarrollen habilidades y valores como la tolerancia, la paciencia y comprensión, hacia sí mismos, como para sus contrincantes. Logrando fomentar un ambiente más ameno.

 

SOCIALES

  • Socialización: Al ser un juego que requiere la participación de dos participantes, conlleva a que las personas se relacionen o convivan con más personas que compartan este mismo juego.

Hoy en día en México existen diferentes instituciones públicas y privadas, que brindan espacios para el desarrollo de estos juegos, así como también los concursos Nacionales. Espacios ideales para el intercambio de conocimientos, experiencias, estrategias, consejos, o aumentar las redes sociales del individuo.

  • Trabajo en equipo: En ocasiones se juega en equipo. Así el rendimiento individual influye en el resultado global del grupo.

 

Por: Jazmin Camacho Hernández.

Lic. en Gerontología.

 

Fuente:

Paniagua, Benito. M. (2017). “La influencia del ajedrez en los procesos cognitivos”. Universidad Internacional de la Rioja; Facultad de educación. [Trabajo fin de máster PDF] Recuperado de https://reunir.unir.net/bitstream/handle/123456789/6288/PANIAGUA%20BENITO%2C%20MONICA.pdf?sequence=1&isAllowed=y

Saavedra, et al (2014). “Apertura cognitiva: beneficios del ajedrez” Sepymna. [PDF] Recuperado de https://www.sepypna.com/documentos/2014P34-Isabel-Saavedra-1.pdf

Sánchez Roldan, M E. (2014) “El ajedrez”. Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo; Facultad de Ciencias básicas e ingeniería. Recuperado de https://www.uaeh.edu.mx/docencia/P_Presentaciones/icbi/asignatura/AAIngenieria/el_ajedrez_extension_aai_enero_2014..pdf